LAVERMED

La Próstata

¿Qué es la Próstata?

La próstata es una pequeña glándula del aparato génito-urinario masculino, como una castaña, situada por delante del recto (última porción del intestino), debajo y a la salida de la vejiga, rodeando la primera porción de la uretra (conducto por el que sale la orina y el semen al exterior), cuya función es contribuir a la producción y secreción de líquido seminal.

¿Qué es la HBP?

La Hiperplasia Benigna de Próstata (HBP) es el crecimiento benigno (no canceroso) de la glándula prostática en el varón. Es un proceso que se relaciona con la edad del paciente, afectando al 40% de los varones entre 40 y 50 años y al 80% entre 70 y 80 años.

Se trata de una enfermedad progresiva que precisará tratamiento quirúrgico en más de un tercio de los casos.

¿Qué sintomas produce?

La HBP (agrandamiento de la próstata) provoca 2 tipos de síntomas:

Inicialmente Obstrucción: dificultad creciente para vaciar la orina almacenada en la vejiga. Estos síntomas obstructivos son:

  • Dificultad para iniciar la micción.
  • Chorro débil, fino e intermitente.
  • Goteo al final de la micción.
  • Sensación de vaciado incompleto.

Posteriormente Irritación: si no se trata la obstrucción, se produce un daño en la vejiga (en ocasiones irreversible) que empeora la calidad de vida del paciente. Estos síntomas irritativos son:

  • Urgencia (necesidad urgente de orinar con o sin escapes de orina).
  • Polaquiuria (mayor frecuencia, mayor número de micciones).
  • Nicturia (levantarse para orinar por las noches).
  • Incontinencia (pérdidas involuntarias de orina).

Complicaciones

Cuando no se trata a tiempo la HBP puede producir complicaciones en ocasiones graves:

  • Retencion Aguda de Orina (RAO): incapacidad para orinar. Necesario colocar una sonda.
  • Retención Crónica de Orina: con pérdida de la función de los riñones y necesidad de diálisis.
  • Hematuria (sangre en la orina).
  • Infecciones urinarias de repetición.
  • Litiasis vesical (“piedras” en la vejiga).

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico debe realizarlo un Urólogo. Las pruebas recomendadas son:

  • Cuestionario sobre los síntomas.
  • Tacto rectal (descartar cáncer de próstata).
  • PSA: un análisis de sangre para descartar cáncer de próstata.
  • Ecografía: determina el tamaño de la próstata y estado de la vejiga y los riñones.

El tacto rectal consiste en la introducción del dedo lubricado y enguantado en el recto para explorar el tamaño prostático, la consistencia, si existe dolor en la palpación, los límites prostáticos y la existencia o no de nódulos.

Se realiza una analítica de sangre para determinar el PSA (Antígeno prostático específico, útil para descartar cáncer de próstata), función renal y analítica de orina para descartar infección urinaria o alteraciones metabólicas.

Se puede realizar también una ecografía para valorar tamaño prostático, volumen de orina residual en vejiga tras la micción y posible repercusión sobre los riñones.






©2018 Lavermed Galicia S.L.